La maldición del Maestro

27 diciembre, 2014








Título original: Crónicas de la Torre II
La maldición del Maestro
Autor: Laura Gallego
Hola, lectores! ¿Qué tal las vacaciones? Espero que os hayan regalado  muchas cosas.
La maldición del Maestro



El Amo de la Torre juró venganza antes de morir. Ningún aprendiz de magia debe rebelarse contra su Maestro y, sin embargo, Dana, la actual Señora de la Torre, y Fenris, el elfo, lo hicieron. Ahora, aprovechando que hay nuevos discípulos en la escuela, la muerte no va a impedirle al Maestro cumplir su promesa…

<< Dana escúchame. Tienes que dar media vuelta. Ese camino que has escogido no es el adecuado. Vuelve atrás; yo te estoy esperando. Si sigues adelante, ya no podré alcanzarte.>>

<<Ese lado salvaje también forma parte de nosotros mismos. No hay que luchar contra él, sólo aprender a controlarlo y canalizarlo de forma adecuada>>

<<No voy a abandonarte, pero tienes que quedarte en un lugar donde yo pueda encontrarte.>>


Opinión personal:

Han pasado varios años desde la muerte del Maestro. Ahora Dana es una Archimaga, Señora de la Torre, a la que han ido llegando alumnos nuevos, como Salamandra, una chica que puede controlar el fuego.

Al llegar a la Torre, Salamandra se encuentra con una triste escena, (spoiler) Maritta, la antigua cocinera, ha muerto. (fin del spoiler)

Allí hay varios chicos de su edad, como Morderek, que puede hablar con los animales, Conrado, un chico estudioso y Jonás, un alumno que lleva dos años con la misma túnica.

Un día, Salamandra oyó a Dana hablar sola sobre una maldición y no dejaba de repetir el nombre de "Kai". La oyó decir que iba a vincular al tal Kai a su colgante. No pudo escuchar más porque Fenris la pilló espiando y la llevó a su habitación.

En la Torre todo va bien, hasta que un día, sin previo aviso, aparece una elfa Archimaga llamada Shi-Mae, acompañada de Nawin, la heredera al trono del Reino de los Elfos, a la que habían enviado para que estudiase allí y de paso Shi-Mae inspeccionase la Torre, pero ocurre algo y Dana desaparece en medio de la noche, sin dejar rastro.

Salamandra fue a su habitación a investigar un poco y cogió el colgante, sabiendo que tendría algo que ver. Pero Nawin estaba detrás y se llevó el colgante. Al bajar las escaleras y dirigirse a la habitación de Nawin, ve cosas tiradas por el suelo y a la elfa asustada en un rincón (tenía el colgante en la mano). Salamandra vio a un chico rubio en la habitación y supo que era Kai. Él le explicó que solo ella le podía ver porque había sido la primera persona en coger el colgante, también le contó su historia y por último le dijo que Dana había ido al Laberinto de las Sombras, para que puediese cumplirse la maldición. Así que buscan un portal que les lleve al Otro lado y se ponen en marcha, pero se dan cuenta de que no saben abrir el portal, así que le piden ayuda a Conrado y Jonás, ya que no confiaban en Nawin ni en Morderek.

Kai pasa al Otro lado y descubre que, efectivamente, Dana está en el laberinto (el mundo está lleno de laberintos). Así que piden ayuda a Fenris y este les dicen que irán a rescatarla, pero Morderek les oye y se lo cuenta a Shi-Mae (la cual no hace nada, por cierto. Se piensa que no podrán salir del laberinto, pero quien ríe último ríe mejor). Nawin se entera de que Shi-Mae quiere matarla para ocupar ella el trono así que se marcha con Salamandra y los demás a buscar a Dana.

Al llegar al laberinto cada uno se ve a sí mismo en su peor pesadilla, pero Kai les va despertando uno a uno, diciéndoles que eso era lo que hacía el laberinto. 

Se encuentran a Dana medio loca, como ausente, en una esquina y Kai la empieza a hablar hasta que ella le reconoce y sale de su ¿locura? Pero Shi-Mae también ha entrado en el laberinto (spoiler) Aunque muere porque el Maestro le dijo que en vez de ayudarle lo había empeorado todo (fin del spoiler). Dana termina luchando contra el dragón que mató a Kai; pero aparece un dragón dorado que lucha contra el azul, pero ni siquiera el dragón dorado puede con la fuerza del otro (que, por cierto, era el Maestro) así que, cuando el dragón dorado muere, Kai se mete rápidamente en su cuerpo y lucha contra su peor pesadilla (Kai se convierte en dragón, así que vuelve a estar vivo). Al final termina con el Maestro y la maldición nunca llegó a cumplirse.

Mientras, en la Torre, solo están Morderek y la nueva cocinera así que, este, sabiéndo lo que estaba pasando, huye de allí llevándose el bastón de Shi-Mae, con el que pronto aprendería toda la magia sin mover un dedo, ya que el bastón era una fuente de magia. Así que se marchó, no sin antes dirigir unas palabras a Dana.

—Algún día tendrá noticias mías, Maestra...

2 comentarios:

  1. Hola^^
    Lo leí hace poco y me gustó mucho, la saga en sí me gusta mucho.
    besos!

    ResponderEliminar
  2. Es una de mis sagas favoritas !!!!
    Un beso ^_^

    ResponderEliminar

Santa Template by Mery's Notebook © 2014